Noticias

Noticias

La misión de las AFP no es solo invertir los ahorros de los cotizantes

La principal misión de las AFP es ser las responsables de invertir los ahorros que los cotizantes del sistema enteran para obtener una jubilación.

Pero, según explica Gabriela Undurraga, gerenta de Marketing y Servicio al Cliente de Cuprum, estas entidades además entregan otros beneficios, que muchas veces sus afiliados desconocen y que es conveniente tener en consideración, ya que en algunos casos estos contribuirán a obtener un mejor ingreso al término de la vida laboral.

Por ello, dice la especialista, es bueno que los afiliados conozcan cada una de las prestaciones que les entrega su AFP.

Sobre el tema, Undurraga destaca cuatro beneficios de principal importancia:

Seguro de invalidez y sobrevivencia 

Solo por cotizar en una AFP, el afiliado cuenta con un Seguro de Invalidez y Sobrevivencia (SIS) que paga el empleador, es decir, no se le descuenta del sueldo. Dicha póliza permite obtener una pensión en caso de quedar inválido, o le entrega una pensión a su familia en el evento de que el cotizante fallezca antes de la edad legal de pensión.

Ante una circunstancia así, la compañía aporta un monto de dinero directamente a la cuenta de capitalización individual del afiliado. En tanto que, si queda cesante y deja de imponer, este seguro sigue activo hasta 12 meses después de la última cotización.

Ahorrar en la cuenta 2

Es una cuenta de ahorro voluntario, de libre uso, a la que solo tienen acceso quienes están afiliados a una AFP, y que busca incentivar el ahorro, pudiendo la persona realizar hasta 24 giros anuales con depósito directo a su cuenta corriente sin ningún costo por hacerlo.

Esta modalidad permite ahorrar en los diversos multifondos que existen en el sistema de pensiones (A, B, C, D y E), accediendo así a un método de inversión de primer nivel y a costos mucho menores que otras alternativas de ahorro.

Con apoyo del Estado

Quienes cotizan en una AFP pueden acceder a planes de Ahorro Previsional Voluntario (APV). Al contar con este se perciben beneficios tributarios otorgados por el Estado, los que permiten incrementar los ahorros y mejorar el monto de la pensión al momento de jubilarse. “A veces se cree que estos beneficios son solamente para personas de altos ingresos, pero ya no es así.

Cualquier individuo, independiente de su nivel de ingreso, puede acceder a una bonificación del 15% anual sobre su ahorro en APV si lo mantiene hasta pensionarse”, comenta Undurraga.

Por ejemplo, añade, si se ahorra $50 mil mensuales, el Estado le entregará anualmente $90.000 en la cuenta de capitalización individual del afiliado, para mejorar su futura pensión.

Fondos inembargables

Los fondos previsionales de las cuentas de cotizaciones obligatorias, voluntarias y depósitos convenidos, son inembargables. Esto quiere decir que en el caso de que un afiliado quiebre y le tengan que embargar sus bienes, dichos ahorros quedarán al margen.

Fuente: El Mercurio

También te puede interesar

Top