Noticias

Noticias

En casi una década se duplicaron los ocupados mayores de 60 años en Chile

De acuerdo con las cifras del INE , hay 1.384.336 personas mayores trabajando, las que corresponden al 16,4% del total de ocupados en el mercado laboral.

Un cambio demográfico enfrenta hoy la población chilena. De acuerdo con el último Censo de 2017 la esperanza de vida de la población chilena es de 80,5 años, la más alta de América Latina. Esta nueva realidad también ha tenido incidencia en el mercado laboral. Según cifras del Instituto Nacional de Estadísticas (INE), si en el 2010 los adultos mayores sobre 60 años eran 699.406, en 2018 esta cifra subió a 1.384.336, lo que implica un alza de 97,9%. Es decir, en casi 10 años se duplicó la cantidad de personas mayores desempeñando algún trabajo.

Al desglosarlo por sexo, en el caso de las mujeres el aumento en las ocupadas mayores, entre 2010 – 2018, fue de 128,9%, pasando de 202.389 a 463.270 personas. A diciembre de 2018 representan el 13,1% del total de ocupadas del país, las que crecieron en 5,5 puntos porcentuales respecto a la participación que tenían en el mercado laboral en 2010. En tanto, los hombres mayores que participan activamente del mercado laboral se elevaron en 85,3% en el mismo periodo evaluado, pasando así de 497.017 a 921.006 personas.

En total los hombres mayores representan el 9,7% del total de fuerza laboral masculina. Esta participación en 2010 era solo del 5,6%, es decir, al 2018 se elevó en 4,1 puntos porcentuales.

LAS RAZONES
Para la economista y académica de la Universidad de Los Andes, Cecilia Cifuentes, las razones detrás de estas cifras están en las mayores expectativas de vida. «Una de las causas que está llevando a que los adultos mayores sigan en el mercado laboral es el aumento en la expectativa de vida, ya que por un lado las personas se sienten activas, pero también se debe a que al aumentar la expectativa de vida, las pensiones son más bajas, y por ende, se permanece más tiempo en el mercado del trabajo», indicó. Esta visión es compartida por el académico de Universidad Católica e integrante de la Comisión Usuarios del Seguro de Cesantía, Hugo Cifuentes, quien dijo que «el importante, apreciable y valorable aumento de la esperanza de vida, trae en otras muchas virtualidad, que las personas de esa edad se encuentran plenamente activas, al menos un número no menor de ellos (…) e influye también el nivel de las pensiones, esta es una importante motivación para, de ser posible, seguir trabajando».

Los expertos coinciden en que el gobierno debió ser más ambicioso en extender la edad de jubilación, y dejarlo como voluntario a través de incentivos. «El gobierno debió incluir en su proyecto de pensiones una propuesta más ambiciosa y fijar por ejemplo, de aquí a cinco año, la extensión de la edad de jubilación para las nuevas generaciones», subrayó Cecilia Cifuentes. En tanto, para Hugo Cifuentes «los cambios en las edades para jubilar sin duda es una cuestión a tener presente, que puede ser absorbida por ahora con incentivos a la permanencia en el empleo, pero se debe avanzar a constituir una comisión de especialistas, que esté revisando la edad de jubilación con cierta periodicidad y dentro de márgenes definidos por una ley general».

POLÍTICAS DEL GOBIERNO
Frente a estas estadísticas que irán en aumento dado el envejecimiento que está experimentando la población, donde actualmente son el 19,3% (3.439.599), según Casen 2017, el subsecretario del Trabajo, Fernando Arab, señaló que desde el gobierno se están impulsando diversas medidas para proteger el empleo de las personas mayores.

«Estamos impulsando una reforma profunda a nuestro sistema de pensiones, que por una parte mejora las pensiones de los actuales jubilados, pero además crea incentivos para aquellos adultos mayores que quieran y pueda alargar su vida laboral», señaló Arab.

Al mismo tiempo, recordó que se eliminó el tope de edad que existía para hacer uso de los programas de capacitación del Sence, y que con el proyecto de ley de trabajo a distancia, que ya fue aprobado en la Cámara de Diputados, «serán miles los adultos mayores que podrán acceder al mercado laboral de una forma más moderna, inclusiva y sustentable», sostuvo.

¿Qué ha pasado?
De acuerdo con datos del INE, las personas mayores (de 60 años y más) que se encuentran ocupados, pasaron de 699.406 en 2010 a 1.384.336 en 2018.

¿A qué se debe?
Según los expertos este fuerte aumento se debe a dos razones: las expectativas de vida que en el caso de las mujeres es de 90,4 años y en los hombres de 85,3 años, y las bajas pensiones.

¿Qué políticas tiene el gobierno?
En la reforma de pensiones hay una propuesta de incentivos para postergar la edad de retiro, además hay políticas en capacitación y en tele-trabajo.

Los datos muestran que las mujeres se están pensionando con más de 62 años y los hombres con edades cercanas a los 67.

Ret Pensiones: se estima que el monto que se podría retirar al posponer la edad de jubilar seria de unos $800 mil por año para personas que coticen por el salario mínimo.

«En el corazón del proyecto de modernización laboral estará la protección de los derechos de aquellos adultos mayores que trabajan».
FERNANDO ARAB, Subsecretario del Trabajo

«El gobierno debió incluir en su proyecto de pensiones una propuesta más ambiciosa para extender la edad de jubilación».
CECILIA CIFUENTES, Académica Universidad de Los Andes

«Por esto es que se sostiene que se debe modificar la edad de jubilación, como lo está haciendo un gran número de países de la Ocde».
HUGO CIFUENTES, Académico de la UC

Tags: ,

Fuente:

También te puede interesar

Top