Importancia de Cotizar

Beneficios del Pilar Solidario

A través del Pilar Solidario, el Estado entrega una serie de beneficios dirigidos al 60% más vulnerable de la población, con el fin de brindar protección y evitar la pobreza en la vejez.

beneficios-estado2

Este pilar se introdujo a partir de la Reforma del 2008, y apoya con una Pensión Básica Solidaria (PBS) a personas que nunca cotizaron, y complementa con el Aporte Previsional Solidario (APS) las pensiones de aquellas personas que sí cotizaron, pero el monto es inferior a la Pensión Máxima con Aporte Solidario ($304.062).

Asimismo, a partir del año 2009, el Estado entrega un Bono por hijo a las madres de niños nacidos vivos o adoptados, con el fin de mejorar las pensiones de las mujeres. Este beneficio es universal.

El Estado también  incentiva el ahorro previsional de los jóvenes, a través del Subsidio a la Contratación y a la Cotización de Jóvenes.

Para saber si eres un beneficiario del Pilar Solidario puedes ingresar tus datos aquí.

El Estado realiza un aporte complementario a su pensión a las personas  afiladas al sistema, cuyas pensiones sean inferiores a la Pensión Máxima con Aporte Solidario ($304.062), siempre y cuando cumplan con los siguientes requisitos:

  • Tener  65 años de edad o más.
  • Integrar un grupo familiar perteneciente al 60% de menores ingresos de la población.
  • Acreditar 20 años de residencia en Chile, entre otros.

El monto del APS varía dependiendo de la pensión autofinanciada. Las personas con pensiones más bajas reciben más apoyo del Estado.

Actualmente, 806.697 personas reciben este beneficio, de las cuales el 58% corresponde a mujeres.

Más información en Instituto de Previsión Social.

Las personas que no registran cotizaciones en un Sistema Previsional, pueden acceder a una Pensión Básica Solidaria que entrega el Estado si reúnen los requisitos siguientes:

  • Haber cumplido 65 años de edad.
  • Integrar un grupo familiar perteneciente al 60% de menores ingresos de la población.
  • Acreditar 20 años de residencia en Chile, entre otros.

El monto de esta pensión varía anualmente. En la actualidad alcanza a  $104.646 mensuales.

Actualmente, 582.808 personas reciben este beneficio, de las cuales el 68% son mujeres.

Más información en Instituto de Previsión Social.

El Estado contribuye a las pensiones de las mujeres por medio de un complemento que se otorga por cada hijo nacido vivo o adoptado. Este aporte se deposita en la cuenta de la afiliada al cumplir con los siguientes requisitos:

  • Estar afiliada a una AFP.
  • Haberse pensionado a partir del 1 de julio del 2009.
  • Tener 65 años cumplidos.
  • Acreditar 20 años de residencia en Chile, entre otros.

Todas las mujeres que cumplen con las anteriores condiciones, tienen derecho al bono, independiente de su situación económica.

El monto del bono es de 1,8 ingresos mínimos correspondiente al año en que nace el hijo. Este valor se incrementa de acuerdo a la rentabilidad del fondo C hasta que la mujer cumpla 65 años.

Para los hijos nacidos antes de la vigencia de la ley, el bono se contabiliza desde el 1 de julio del 2009.

Para conocer tu bono, puedes ingresar a www.simuladordebonoporhijo.cl

Los primeros ahorros generan un mayor crecimiento gracias al interés que se gana durante toda la etapa laboral. Tanto así, que la mayor parte de la pensión se construye entre los 20 y 30 años.

Es por lo anterior que el Estado entrega un subsidio correspondiente al 50% de la cotización de un ingreso imponible,  que se suma a lo que aporta el joven para su pensión, siempre y cuando:

  • Tenga entre 18 y 35 años.
  • Gane un sueldo igual o inferior a 1,5 ingresos mínimos mensuales.
  • Tenga hasta 24 cotizaciones en su AFP, continuas o discontinuas.

Por ejemplo, si el ingreso mínimo actual es de $270.000:

  • La cotización obligatoria será de $27.000
  • Por lo tanto, el subsidio corresponde a $13.500

Además,  el Estado entrega el mismo subsidio al empleador, como una forma de incentivar el empleo y la cotización de los jóvenes.